miércoles, 19 de febrero de 2020

La hermana luna - Reseña

Cuando Tiggy D'Aplièse acepta trabajar en una de las zonas más recónditas de Escocia, en concreto en la enorme finca Kinnaird, nada le hace sospechar que el misterioso terrateniente, Charlie Kinnaird, está a punto de alterar su futuro e, irónicamente, revelarle su pasado. En su nuevo hogar Tiggy descubrirá que tiene un don, el sexto sentido, una herencia de sus antepasados gitanos.
Lucía Amaya-Albaycín nació en 1912 en el barrio del Sacromonte, frente a la Alhambra, y la apodaron La Candela. En su destino está escrito convertirse en una de las grandes bailarinas de la historia, y por eso su padre se la lleva a los bares de flamenco de Barcelona con solo diez años. Al estallar la Guerra Civil, Lucía y su grupo de bailaores se ven obligados a buscar refugio en Nueva York. Pero para ver cumplido su sueño Lucía tendrá que elegir entre la pasión por el baile o el hombre al que ama...
Conforme conoce sus raíces españolas y desentraña el pasado de su familia, Tiggy comienza a aceptar y a controlar su don sin saber que ella también deberá tomar una difícil decisión, no muy distinta a la que en su día afrontó Lucía.

A esta altura de la vida, probablemente ya sepan que esta es una de mis sagas más queridas. Es más, quizás me hayan oído decir que leo los libros con mi abuela, para después comentarlos juntas, cosa que me hace muy feliz. Este se lo di primero a ella porque estaba muy impaciente y luego lo leí este verano, en la playa —aunque no es un libro tan de verano como el anterior—, emocionada por poder volver a esta historia. Con todo el dolor de mi alma, tengo que decir que por ahora es el que menos me gustó de la saga y, en verdad, tampoco me gustó mucho en sí. Voy a explicarles bien por qué, pero sepan que me duele un montón escribir esta reseña. 

Quiero avisar también de que no es necesario leer los anteriores para entender, aunque es recomendable. Si les interesa leer mis reseñas de los demás libros, estos son La historia de Maia, La hermana tormenta, La hermana sombra y La hermana perla. Por ahora, mi favorito sigue siendo el tercero. Y si están leyendo la saga, no dejen de contarme cuál es su favorito hasta el momento ♥. 

Fuente
Bueno, al igual que en los demás libros, la novela se divide en la trama del presente y en la trama del pasado. Por un lado, seguimos a Tiggy, la quinta hermana. Siempre se ha hecho referencia a ella como la hermana espiritual y es realmente poco lo que sabemos de su persona a lo largo de la saga. Sabemos que trabaja en refugios de animales y que tiene un vínculo muy especial con ellos, y es así como la encontramos al inicio del libro: dejando su trabajo actual para seguir cuidando unos gatos monteses escoceses en su nuevo hogar, una enorme propiedad en Escocia. Por este motivo, Tiggy empieza a trabajar en la finca de los Kinnaird, regentada por el laird Charlie. Allí conoce también a Cal y a Beryl, que trabajan en la finca, y a Zara, la hija de Charlie. También está Ulrika, la esposa de Charlie, y Zed, un ricachón que la hace sentir muy incómoda, pero esos dos no son personajes que nos agraden demasiado. Y está Chilly, un viejo gitano que dice haber conocido a la abuela de Tiggy...

Por otro lado, la historia del pasado no se centra solamente en Lucía, como dice la sinopsis, sino que esta actúa como eje para contarnos más sobre la madre de esta, María, y su propia hija, Isadora. Tres generaciones de gitanas españolas con vidas muy diferentes en tiempos históricos bien distintos. La historia empieza a principios de siglo, cuando María se enamora de José, que debe de ser el peor de los partidos posibles, y su vida se convierte en pura pobreza y amargura, salvo por sus hijos, a los que adora. Sin embargo, la vida es muy mezquina con ella y ni eso le va a dejar, pero no voy a contarles mucho al respecto. Lucía, su única hija mujer, tiene un talento innato para el baile, lo que se convierte en la esperanza de la familia, aunque el contexto histórico no la favorezca. Y, más adelante, Isadora se convierte en una muchacha amable e inocente con mucha mala suerte en la vida. 

Tengo que admitir que esta vez ninguna de las historias me llegó mucho, aunque preferí la de Tiggy porque Lucía me cayó muy mal. Sin embargo, Tiggy tampoco es santo de mi devoción. Antes de pasar a hablar de los personajes, quiero decir que en sí no hay nada mal con las tramas, son historias ineresantes y bien pensadas, en su mayor parte, y probablemente resulten mega entretenidas. No me convencieron los finales —leí en diagonal porque perdía el bus, además—, en especial de la de Tiggy, pero voy a ahondar en eso más adelante. En general, debo decir que a la mayoría de los personajes los noté out of character y algo forzados, lo que se nota especialmente en los diálogos.

Fuente
Respecto a Tiggy, me pasó exactamente lo opuesto que con CeCe. Tenía mucha curiosidad y expectativas por ella, pero me sorprendió para mal. Aunque se la presenta como a una joven de mente abierta y muy liberal, y en ocasiones lo es, en general es bastante conservadora y, en algunos momentos —esto me duele muchísimo—, hasta machista. De hecho eso último me sorprendió porque no era el tono de las novelas anteriores, pero en esta hasta Ally hace una aparición y suelta una diatriba contra las feministas que me dejó impactada porque ni al caso venía. No soy muy fan de los personajes buenos y abnegados que además son más bien inocentones y moralistas, así que Tiggy no fue para mí. Sí aprecio un montón que mantuviera sus convicciones y que no se dejara convencer por gente horrible, muy al estilo Fanny de Mansfield Park, pero no logré conectar demasiado con ella ni notar demasiada evolución en su personaje, salvo el descubrimiento que hace sobre sus orígenes.

En cuanto a sus antepasadas gitanas, María me parece una mujer admirable que merecía una vida mucho mejor. Lucía, por otro lado... Intenté que me gustara. Cuando leí reseñas que decían lo insoportable que era, me dije que iba a hacer todo lo posible por quererla. No me salió. Es prepotente, creída y egoísta. Ahora bien, no tiene que gustarme. Todo esto no la hace un mal personaje, al contrario, me pareció muy bien desarrollada. Ahora, sí hizo que leer sus partes se volviera menos entretenido. De Isadora tenemos muy poca historia como para que la cuente acá, pero me dio mucha penita.

Aparte de lo que dije de los diálogos, la narración sigue siendo tan buena como siempre. Noté más problemas en la estructura, por ejemplo en lo poco creíble y emocional que es el final esta vez, pero no mucho más que eso. La historia de amor principal no tiene mucho desarrollo y no me la terminé de creer nunca, cosa que no me pasó en las entregas anteriores. Las descripciones geográficas siguen siendo fascinantes y hacen que el lector se sienta allí mismo. Disfruté de lo acogedora que era la finca Kinnaird y del lindo vínculo que hace Tiggy con la gente que vive allí, así como de conocer el Sacromonte, una España convulsionada por la guerra civil y la situación de América —del sur y del norte, eh— en esa época. No me convencieron tanto los gitanos; no sé lo suficiente del tema como para opinar y asumo que la autora se informó muy bien, como siempre, pero me dio la sensación de que estaban un poco romantizados, no sabría explicarlo.

Como ven, fue una lectura en general agridulce. Esperaba un montón de esta novela, dado lo mucho que me gustaron sus antecesoras, pero me llevé una decepción. ¿Quiere esto decir que no lo recomiendo o que no recomiendo la saga? No, no es un mal libro ni me parece que sea motivo suficiente para descartar la saga, pero eso va en cada uno. Además, todavía queda una hermana para cerrar la saga por todo lo alto. Ustedes, ¿qué opinan?

12 comentarios:

  1. Hola.
    Vaya, es una pena que no te haya sorprendido y gustado tanto como los anteriores, espero que los siguientes si lleguen a gustarte, la pena es que de todos a éste es al que más ganas le tenía al ser en España y más en mi tierra Granada.
    Muchos besos.

    ResponderEliminar
  2. Hola linda! Le tengo mucha curiosidad a esta saga por tus reseñas, da lástima cuando justo uno de los libros no está a la altura del resto, y se sienta tan mal cuando los anteriores parecen lo contrario. No sé qué habrá querido demostrar la autora con un mensaje tan diferente, o si acaso fue un traspié.
    Pero bueh, la sigo teniendo en cuenta esta saga, y gracias por el dato de que se pueda leer suelto. Besotes!

    ResponderEliminar
  3. Hola preciosa!
    Esta saga me llamaba pero ahora que dices que este no te gustó tanto creo que es mejor dejarlo pasar.
    Besitos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Holi! Lo digo en la reseña, pero por si se pierde entre tanta cosa, quiero hacer mucho hincapié en esto: de verdad, los demás libros son preciosos y valen muchísimo la pena como para descartar la saga porque este sea regular. De verdad, no dejes de darle una oportunidad por eso.
      Un beso!

      Eliminar
  4. ¡Holita! Vaya, sé lo mucho que te gusta esta autora y la saga pero veo que a pesar de tus ganas no ha sido lo que te esperabas y es una lástima :/
    Creo que decepciona más cuando eres reincidente con una autora y llega un libro suyo que no te gusta tanto como el resto, te sientes hasta mal XD
    Espero que tu próxima lectura lo compense :)
    ¡Besazos!

    ResponderEliminar
  5. ¡Hola! ^^
    Yo por el momento no me animo con esta saga. Sobre todo por la cantidad de libros que son.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  6. Hola preciosa!
    Descubrir hace poco a esta autora y la verdad es que me encanta su pluma, desde entonces ya he leído tres de sus libros y estoy intentando juntar esta saga para leerla.
    Que tengas un lindo sábado.

    ❀ Fantasy Violet ❀
    Besotes! 💋💋

    ResponderEliminar
  7. ¡Hola!

    Tan solo he leído un título de esta autora y me gustó mucho, así que tengo ganas de seguir leyendo su obra, por lo que me apunto este título como futura lectura.

    Un abrazo <3

    ResponderEliminar
  8. Que pena que no te haya atrapado del todo, la verdad no es lo que suelo leer, así que por esta vez la dejaré pasar, un besito!

    ResponderEliminar
  9. According to Stanford Medical, It is indeed the ONLY reason women in this country live 10 years longer and weigh an average of 42 pounds lighter than we do.

    (And really, it has absolutely NOTHING to do with genetics or some secret diet and EVERYTHING related to "how" they are eating.)

    P.S, I said "HOW", and not "what"...

    TAP on this link to uncover if this brief questionnaire can help you release your real weight loss potential

    ResponderEliminar
  10. Holaa, qué mal plan que no haya sido para nada lo que esperabas ._. apenas me pondré con el primero en estos meses y tengo bastantes ganas de descubrir qué hay en estas páginas, pero ya me iré con tiento con este libro ;)
    ¡Besos! :3

    ResponderEliminar

Nos descubrieron, por fin nos descubrieron. Pasen y vean, qué lindas tolderías: