lunes, 30 de abril de 2018

Máquinas mortales - Reseña + ¡Muchas novedades!

Londres está en movimiento. Su presa podrías ser tú...
Londres es una ciudad sobre ruedas: una ciudad como nunca habías visto. Tras la terrible Guerra de los Sesenta Minutos, las ciudades que sobrevivieron al apocalipsis se convirtieron en depredadoras, persiguiendo a ciudades menores y alimentándose de ellas.
Londres es una de ellas y se encuentra a la caza de una pequeña urbe, cuando Tom se topa con una joven asesina. Ambos acabarán en la Región Exterior, un páramo desolador marcado por las huellas de las ciudades ambulantes. Este es el comienzo de una gran aventura para estos dos chicos, que tendrán que aliarse para poder sobrevivir.







Primero que nada, disculpas por la falta de reseña la semana pasada. Fueron días muy complicados, la gente de mi entorno lo sabe bien, y realmente no logré ser productiva en ningún aspecto de mi vida. No me gusta no cumplir con los días de publicación establecidos, pero realmente no hubo forma

Tenía curiosidad por este libro desde que lo vi entre las novedades de Me gusta leer. ¿Londres una ciudad sobre ruedas? ¿En un futuro lejano, distópico? ¿Necesito decir más? Muchísimas gracias a Penguin Random House por hacerlo posible con un ejemplar.

He de decir que, de todas formas, tuve sentimientos encontrados con el libro. Tengo la certeza de que lo habría disfrutado más si hubiera investigado previamente como para saber que se trata de un middle grade. Así que tomo la responsabilidad ahí de que las expectativas me jugaron en contra, y voy a explicar bien por qué.

Lo que me llamó de esta novela fue el worldbuilding, como les contaba. Es una ambientación muy llamativa y, a mi entender, muy bien lograda. La forma en que se habla de ella o que los personajes interactúan con su entorno se siente real y creíble. Además, se habla bastante del pasado —dado que es un futuro lejanísimo— y de cómo los humanos llegamos a eso, por lo que no se siente agarrado de los pelos, sino bien pensado y planteado. No puedo esperar a ver cómo se nos muestra en la adaptación cinematográfica, que además tiene mucha pinta. ¿Vieron el trailer? 


Mis problemas fueron más bien con que la historia y los personajes se me hicieron un poco superficiales. No en sí mismos, sino quizás porque todo se nos contaba muy rápido, muy directo al punto. Pasan muchas cosas, muy rápido, y no me pareció que se le diera el tiempo a los personajes de entenderlas o sentirlas, mucho menos que les causaran un efecto visible para el lector.

¿Qué es lo que quiero decir? Me da la impresión de que caemos en un mundo muy bien planteado, con personajes de rasgos fuertes y redondos, con un pasado claro que influye en su forma de ser y relacionarse con los demás. Sin embargo, durante la historia que se nos cuenta, no veo que su forma de actuar refleje los sucesos que sufren —y «sufrir» es el verbo adecuado, sí, pobrecitos— y por lo tanto no llegué a conectar del todo con la mayoría. Eso sí, cómo la quise a Anna Fang, les juro.

¿Hace esto que no sea una lectura recomendable? Para nada. Se lee muy rápido y entretiene un montón. Es casi como ver una película con la mente —sí, es de esos libros—. Y los temas que plantea, fuera de la simplicidad del cómo —que en un middle grade no me parece mal—, son mucho más serios de lo que imaginaba en un inicio. Todo libro que cuestione la autoridad porque sí, el abuso de los más fuertes hacia los más débiles y la sobreutilización de recursos limitados tiene mi bendición.

Entonces, para ir cerrando, porque esta va a ser una entrada muy larga, les cuento que fue una lectura que disfruté y que me dejó con mucha curiosidad por su adaptación. Si bien es parte de una saga, creo que este primer libro puede leerse perfectamente como autoconclusivo, así que eso dependerá de ustedes. Por cierto, ¿vieron qué belleza las nuevas portadas de la edición en inglés?


///

La primera de todas las novedades que les traigo en esta entrada es que el sábado pasado fue la presentación de mi novela, Las lunas de marzo, ahora que vino a Uruguay con la distribuidora Aletea. Fue una experiencia preciosa y muy cálida, y quiero agradecer a 11:11 Café y Casa Donka por las ganas y por hacerme sentir tan bienvenida. También muchas gracias a todos los que fueron ese día ♥.


Pueden encontrar la novela en La Libélula Libros, en Paseo Planeta. Muchas gracias a Nazarena por el apoyo siempre ♥.

///

Entre otras cosas, quiero contarles de un proyecto precioso que se llama Harta. Quizás ya vieron la imagen en la columna, a la derecha, pero no han entrado y quieren saber de qué trata. 


Pueden leer más al respecto aquí. Estamos súper entusiasmadas con este proyecto, en el que trabajamos con todo el amor del mundo. Específicamente, soy parte del equipo de corrección, pero estoy colaborando también con recomendaciones literarias, como pueden leer aquí y aquí, si tienen ganas. 

¿Ya conocían Harta? ¿Qué les parece?

///

Al fin puedo contarles algo que me tiene emocionadísima: ¡nos vamos a la FILBA!
Gracias al Plan Nacional de Lectura, a la Dirección de Educación y a la Intendencia de Montevideo, vamos a participar de unas actividades en el stand de Montevideo en la Feria del Libro de Buenos Aires el viernes 11 de mayo.  

¿Quieren saber más?


No puedo más de las ganas de que llegue ese día, y estoy segurísima de que no soy la única. Así que ya saben; si andan por ahí, ¡no se lo pierdan! Además, ya saben lo mucho que adoro a Federico Ivanier. Se pueden imaginar el entusiasmo que me produce todo esto ♥.

Edito: las charlas se darán a las 20.30.

///


Para cerrar esta instancia de noticias, les cuento que ya está en marcha la lectura conjunta de Reina de sombras, la cuarta novela de la saga de Sarah J. Maas. Los que participaron en las lecturas conjuntas anteriores ya sabrán que lo único necesario para unirse es utilizar el hashtag #LCSombras en la red que estén utilizando. Nos encanta poder seguir realizando lecturas conjuntas de una saga que amamos tanto ♥. 
///

En fin, eso es todo por ahora. Tiempos moviditos, como verán. ¡Que tengan una buena semana!

lunes, 16 de abril de 2018

Mi maravillosa librería - Reseña

Petra Hartlieb tiene ahora una gran familia, un perro y una librería. Diez años atrás, estando de vacaciones en Viena, su ciudad de origen, supo de una bonita librería de barrio que cerraba sus puertas y estaba a la venta. Lo que en principio se planteó como una especie de broma (¿por qué no la compramos nosotros?), provocó en pocas semanas un cambio radical de vida, de ciudad y de oficio. Pero no fue fácil, tuvo que luchar contra un sinfín de contratiempos; no estaba preparada para convertirse en empresaria, y tampoco lo estaba para ser al mismo tiempo librera, esposa y madre. Este libro cuenta la historia de un desafío: cómo conseguir que una librería pequeña, tradicional y de barrio se convierta en el núcleo indispensable de la vida en comunidad de una ciudad europea en el siglo XXI. Una estupenda historia sobre cómo conseguir aquello que amamos. Una historia llena de divertidas anécdotas y emociones sin fin, que logra, gracias a una escritura ágil, directa y muy empática, que todos seamos partícipes de las alegrías y los problemas de Petra. Es, además, una maravillosa descripción de la vida diaria de muchas librerías y en muchos países: un mundo en miniatura en el que, de algún modo, habitamos todos aquellos que amamos los libros.

Hace unos cuantos meses, mi padre llegó a casa y me dijo: «compré este libro porque te lo quería regalar, pero después vi este y me pareció que te iba a gustar más; no sé, elegí». Al final, él solito decidió darme este, que fue el segundo que vio. Lo tuve en mi biblioteca hasta hace bastante poco porque antes hubo otras prioridades más inmediatas, pero como ya saben, uno de mis propósitos de este año es bajar la cantidad de libros acumulados que tengo sin leer

Es importante empezar aclarando que esta no es una obra de ficción —yo sé que qué es ficción y qué no es un tema debatible, pero me refiero a que la autora cuenta aquí una experiencia de vida—: el libro relata cómo la autora adquirió la librería y los desafíos que tuvo que enfrentar para que fuera el lugar de culto que es hoy en día. 

Por supuesto, el tono en el que está narrado hace que la lectura sea fácil, ágil y amena. La autora narra como si estuviéramos en un café y ella nos contara de su vida entre taza y taza. Una anécdota lleva a la otra, con comentarios inteligentes y mucho humor, y no se guarda nada, ninguna opinión, por ácida que sea. Al final, llegamos a sentir que conocemos muy bien a esta mujer y al resto de los empleados de la librería.

Además, todos los que amamos los libros o trabajamos en el mundo editorial tenemos una cierta curiosidad por lo que tenga que ver con esto, así que conocer los retos y las dificultades de ser librera se vuelve de lo más interesante. No puedo evitar acordarme de libreros a los que conozco y a los que veo esforzarse muchísimo, y ver que en sí es un trabajo difícil siempre me deja una sensación un poco amarga en el pecho.

Por otro lado, es esto último lo mismo que me hace levantar una ceja frente a ciertas de estas dificultades. No podemos olvidar que la autora es de Austria, un país primermundista, cuya situación económica es envidiable. En casi todo momento, hay un cierto colchón. Cuando las cosas parecen ir peor, siempre hay amigos o vecinos o conocidos dispuestos a ayudar, hasta con préstamos de miles de euros. No quiero decir que no hayan tenido que enfrentarse a momentos de tensión ni que no sea una profesión sufrida, pero en más de un momento sentí que era una visión bastante privilegiada, de todos modos.

Tampoco me hizo especial ilusión el rant sobre Amazon, aunque sí puedo entender los motivos y sé que gran cantidad de libreros, sobre todo los pequeños, tienen sus motivos para sentirlo una amenaza. Creo, sin embargo, que se hizo demasiado hincapié sobre este tópico y que hasta se hizo tedioso en un momento. Fue la única parte del libro que me dio esa sensación. 

En general, salvando lo de estos últimos dos párrafos, para mí fue una lectura súper disfrutable y enriquecedora, y me encantó la forma de la autora de hacernos partícipes de su historia. Además, la edición es preciosa, cuidada, y el papel suavecito. La editorial tiene varios títulos prometedores, así que voy a ver si puedo seguir leyendo de estos. No sé a dónde llega esta editorial, pero por lo pronto, en Uruguay ya los vi en más de una librería. Espero que se animen a leer ♥.

lunes, 9 de abril de 2018

El héroe de WondLa - Reseña

En la primera y extraordinaria primera novela de esta serie, Eva Nueve se vio obligada a dejar atrás el refugio subterráneo en el que pasó su infancia y lanzarse a la aventura en un mundo futurista poblado de insólitas criaturas. Su búsqueda de otros seres humanos la llevó a conocer a un niño llamado Hailey, quien a su vez la condujo a Nueva Attica, una comunidad donde los seres de todas las formas y tamaños viven en aparente paz y armonía. Sin embargo, las cosas no son lo que parecen y Eva Nueve pronto se da cuenta de que algo siniestro está ocurriendo en ese idílico lugar. Es algo que la lleva a emprender una nueva y peligrosa aventura. 







Antes que nada, quiero avisar que este mes viene siendo extremadamente complicado para mí; no por nada personal, estoy bien, tranquilos todos (?). Lo que pasa es que tengo montones de proyectos y la facultad, lo que hace que mi ritmo de lectura y tiempo para reseñar disminuya. Por eso no publiqué el jueves pasado, y no creo que lo haga en esos días durante el mes de abril —veremos en mayo— para poder mantener una cierta cordura. También sé que no estoy devolviendo comentarios ni leyendo los blogs que suelo leer ni estoy muy activa en redes, pero después de esto, asumo que no les sorprende. Intentaré ponerme con eso un fin de semana o algo.


Demoré bastante en leer este libro, que me regalaron a fines de 2016. No porque el primero no me haya gustado, sino porque fueron surgiendo otras cosas, yo qué sé. Este año me propuse leer más de lo que tengo acumulado antes de llenarme de cosas nuevas, así que este no podía no ser de los primeros. Me alegro mucho, porque lo leí con una rapidez y entusiasmo que ni les puedo explicar.

La historia empieza donde nos habían dejado en el primer libro; nuestra protagonista, Eva Nueve, tiene ahora la oportunidad de saber qué fue del resto de los humanos y de encontrarse entre los suyos, después de haber escapado de sus enemigos, no sin pérdidas. Sin contarles mucho más de esto, les cuento que el argumento de este libro va más por ese camino: ir al encuentro de la humanidad y entender cómo es el mundo ahora.

¿Y cómo es? Bueno, la tecnología ha avanzado muchísimo, pero los humanos son pocos y mantenerse con vida no es tan fácil. Sin embargo, son felices. La mayoría. Y acá es donde Eva empieza a notar que encajar allí quizás sea más difícil de lo que imaginaba. Y que tal vez encajar ni siquiera sea lo mejor que le podría pasar.

Y tal vez todo sea más turbio de lo que parecía.


Por supuesto, todo tiene que ver con el gobierno de esta ciudad y con sus intenciones respecto al resto de Orbona. No quiero spoilear qué pasa por acá, por supuesto, pero obviamente hay un cierto tono político y antibelicista que lejos de querer imponer ideas, da paso a que los lectores middle grade se planteen cosas y reflexionen.

En caso de que alguien se lo estuviera preguntando, vamos a tener más de Orbona, ya que también hay un tono ecologista importante que nos acompaña desde el primer libro. Quizás en este se haga todavía más hincapié en la diversidad de especies de extraterrestres y en su importancia, sobre todo en contraposición a la ausencia de esta en la ciudad de los humanos.

Fuera de esto, la acción es casi constante. Hay pocos momentos de descanso para nuestros protagonistas, y todo pasa muy rápido. Esto tiene sus ventajas y desventajas, por supuesto. Lo bueno es que atrapa y que nos mantiene enganchados casi todo el tiempo. Como dije, lo leí muy rápido y las ganas de saber me hicieron imposible poder soltarlo.


Lo malo es que le quita tiempo de desarrollo a los personajes. Entre esas cosas que pasan, siento que los nuevos no llegan a conocerse lo suficiente, y cuando pasan cosas emotivas —incluso muertes—, sus reacciones no son todo lo fuertes y duraderas que deberían ser para que resulten creíbles o para que impacten al lector. Sí creo que la relación entre Eva y Rovender Kitt, que ya había aparecido en el primer libro, se profundiza y se vuelve real, pero ¿con los nuevos? Mmm, no del todo.

Una vez más, la prosa permite agilidad y el libro está acompañado de estas hermosas ilustraciones, hechas por el autor, que nos ambientan todavía más. Toda la historia de Orbona y lo que pasó con los humanos se me hizo fascinante, y muero por saber más de lo que va a pasar entre estas dos fuerzas —aunque tengo mis teorías— y sobre el papel de Eva en todo esto.

En definitiva, es un libro muy lindo, como el primero, que disfruté, a pesar de que creo que no le vendría mal más profundidad en le desarrollo de personajes. Ustedes, ¿conocían la saga? ¿Lo van a leer?

lunes, 2 de abril de 2018

Emmy & Oliver - Reseña

Un solo día puede cambiar todos tus planes. Y aunque no sea por tu culpa ni tu decisión, sufrirás las consecuencias... ¿para siempre?
Emmy solo pretende hacerse cargo de su propia vida. Quiere salir, surfear y hasta estudiar sin el implacable control de sus padres. Pero ellos no se atreven a darle libertad; no desde hace diez años, cuando Oliver desapareció.
Oliver necesita tiempo para comprender. Creció pensando que su padre era genial. Nunca imaginó que lo tenía secuestrado, huyendo de su madre y de la ley. Descubrirlo y regresar a su ciudad hacen que su corazón tambalee y que ya no sepa bien quién es.
Emmy y Oliver iban a ser los mejores amigos siempre. Y podrían haber sido mucho más... antes de que sus futuros fueran destruidos. A pesar del espacio y el tiempo separados, Emmy nunca perdió la conexión interior. Pero ¿podrá Oliver reencontrarse con ella y con él mismo?
Una novela sobre los amigos, la familia, la identidad, los miedos cotidianos y el torbellino que significa crecer con un corazón partido. 

Fuente
La verdad es que, aunque conocía esta novela de vista, no había pensado seriamente en leerla. Fue gracias a Nazarena, de La Libélula Libros, que pude hacerlo. Muchísimas gracias a ella por el ejemplar. No tenía muchas expectativas al empezarlo, y fue excelente porque igual las habría superado. Es un libro que me gustó muchísimo.

Por la portada, cualquiera diría que se trata de una historia de amor medio cursi, capaz que más de lo mismo. Pero seguro que pensamos que se trata sobre todo de una historia romántica. Recién ahora, al haber terminado la novela, entiendo del todo los elementos de la portada. Y si bien los entiendo, creo que no expresa acertadamente el contenido de esta.

En realidad, podríamos decir que es una historia de amor, sí, pero de muchos tipos. El que hay entre amigos, en una familia, y sí, también el romántico. La historia de Emmy y Oliver es más que un romance.

Supongo que se habrán dado cuenta de que esta es una novela de personajes. No sé si hay una trama muy marcada —más allá de la superación de los personajes del trauma que supuso para todos el secuestro de Oliver—, pero lo que es seguro es que las acciones y sentimientos de los personajes son quienes cargan el peso de la historia. Mal hecho, esto podría haber salido tremendamente mal. Ya conocemos historias aburridas y sin dirección, ¿verdad? No es así. Esta novela se hace muy llevadera y, a pesar de que no hay muchos hechos fuertes, nunca dan ganas de dejar de leer.

Fuente
Como buena novela de personajes, estos están bien construidos y son reales. La historia nos la narra Emmy, la protagonista, en una primera persona muy cercana. También hay unos pocos brevísimos capítulos que cuentan experiencias de su infancia, en tercera persona. Todo esto nos ayuda a reconstruir sus vidas, lo que vivieron juntos, lo que no y lo que van a vivir ahora que Oliver volvió.



Lo más importante es entender que todos los personajes sufren las secuelas de la ausencia de Oliver, de una forma u otra. Emmy, por haber perdido a su mejor amigo y porque ahora sus padres son extremadamente sobreprotectores. Sus padres, el terror continuo con el que viven. La madre de Oliver... Ni hay que decirlo. Los otros amigos de Emmy, Caro y Drew, también notan la ausencia que quedó entre ellos y su amistad se pone a prueba con su retorno. Además de sus propios problemas, que también son tenidos en cuenta.

Probablemente estos sean los personajes más importantes, y también son los niveles de relación que tiene Emmy: sus padres, sus amigos y Oliver, que es más que un amigo. Además, tiene que lidiar con todo lo que supone ser una adolescente a punto de terminar el secundario, con metas y pasiones y objetivos, algunos de estos un poco complicados para unos padres como los suyos.

Fuente
La situación de Oliver respecto a su secuestro y a cómo se maneja ahora que volvió con su madre me pareció interesantísima y muy bien manejada. Lejos de antagonizar a uno de los progenitores, lo sentí un relato muy honesto y visceral. Le creí a él, que no deja de ser un adolescente que vivió una vida muy complicada, cuando decía no odiar a ninguno. No quiero contar mucho más sobre esto.

La narración ayuda muchísimo a que la lectura sea amena y ágil; dado que Emmy narra en primera persona, es prácticamente como estar en su mente. La prosa es sencilla y bastante inteligente. Disfruté especialmente los diálogos, llenos de humor, a veces sarcasmo. Muy el tipo de cosas que me gusta leer.

En definitiva, es un precioso libro en el que se desarrollan todas las relaciones de la protagonista, de forma creíble y que llega. Es emocionante, es divertido y se lee rapidísimo, si se quiere. Yo solo puedo recomendarlo. Háganse el favor de leerlo.