miércoles, 15 de febrero de 2012

Yo serendipeo, tú serendipeas, nosotros serendipiamos, vosotros serendipeáis

Supe serendipear ya con Agatha Christie en aquella librería, hace mucho tiempo. Resulta que volvió a suceder, pero con otro libro. 
Ya dije en la entrada anterior que acababa de ver Umineko no Naku Koro ni, y hablé un poco del argumento. Bueno, resulta que antes había investigado un poco sobre ello, y llegué a leer sobre cómo estaba algo -bastante- basado en una novela de Agatha Christie, Diez negritos
No lo había leído, así que me lo anoté para después. Terminé de ver ese animé y me olvidé por completo, hasta que por motivos totalmente ajenos a eso llegué a este blog y a esta entrada. Lo tomé como una señal del destino (?) así que leí el libro, no sin antes investigar sobre él en wikipedia, cosa que les aconsejo encarecidamente no hacer si piensan leerlo, porque les caga el final. Por eso no linkeé como hago siempre, pueden leer la reseña en el blog que nombre recién. 
Y ahora viene mi momento de ira al perderme toda la intriga y el suspenso de un libro tan genial como ese, sabiendo de antemano qué iba a pasar. Gracias, wikipedia. 
Hoy, en 9gag, apareció un post -de un pelotudo, pero no importa- sobre el libro. Cuáles eran las probabilidades? No sé, pero serendipear es divertido. Así que lean el libro y serendipeen conmigo. Lalala.

pd: perdí matemática, mi entrada a facultad depende de salvar física, margot.
pd2: una amiga, Flor, se fue de vacaciones y sacó esta foto:

Para alguna que haya leído Las llaves..., esto es re bonito  


viernes, 10 de febrero de 2012

Cuando las gaviotas lloran

Una de las cosas que más me molestan es entusiasmarme/engancharme con una historia -léase libro, película, serie, cómic, animé, o hasta un dibujo animado cualquiera-, y que poco a poco esa gran historia va decayendo hasta que la terminás nada más porque querés conocer el final. Dan ganas de ir a zarandear al autor para que lo cambie o lo que sea, de ir y gritarle "hacé algo!". Me desesperan esas cosas, le cambiaría el final a Titanic Los puentes de Madison Romeo y Julieta La reina de la laguna tantas cosas que si entro a nombrar se hace eterno. Supongo que a todos nos pasa, no?

Particularmente, esto viene a que "terminé" de ver Umineko no Naku Koro ni, y las comillas son porque lo que supongo que era el último capítulo -y acá hablo del final, cada uno decide si lee- tiene un final tan asquerosamente abierto que agh. Es de soretes enganchar tanto para dejar todos los cabos sueltos. No se hace, no se hace -terminé de hablar del final-. Que cada capítulo te deje con ganas de más, que pase tanta cosa que en el quinto estés "eh? y ahora qué puede pasar?" Y pum, giro. Eso como tres veces, digamos que tiene cuatro "subtramas", y creo que las dos primeras eran geniales, pero las otras... se van a la mierda en bote. Y no es por mala calidad, es como muy... wtf. Muy "qué carajo estoy viendo y cómo llegó la trama ser esto?".

A los que les gusten las historias de misterio, se copen jugando al Clue, etc etc, recomendado. *Super spoiler* Pero a menos que vaya a haber otra temporada, decepciona bastante no saber qué carajo pasa. Me sorprendió lo crudo en cuanto a violencia. Es decir, básicamente ves a los mismos personajes ser asesinados en situaciones diferentes, y al protagonista tratando de demostrar que hay una explicación lógica para cada caso. Pero es como... un poco fuerte. Y sobre Beatrice, es justamente lo que yo estaba tratando de hacer con un personaje, que parezca malo, bueno, malo, bueno, nunca sabés, nunca lo podés tener claro. Igual es lo más, por supuesto *Ta, terminó el hiper mega spoiler*

Eso sí, amé la música (por lo general no me gusta cuando hay ese tipo de coros, pero después de escuchar un par de veces la cosa cambió) y el dibujo. Es genial cómo este animé te hace pensar, te da terrible intriga, y aunque más o menos supongas qué va a pasar, nop, no es predecible. No sé, a mí me gustó.
Pongo la canción aunque sé que a poquitos de los que pasen por acá les va a copar :D


Y ta, si no te gusta el animé, esta entrada totalmente puede limitarse al primer párrafo :)



pd: también vi hace poco Shangri-La, pero no tuve la menor idea de lo que pasaba hasta el final, y aún así no estoy segura de si entendí ni de si me gusta o no. Un delirio, lo más wtf que vi en tiempo.  

sábado, 4 de febrero de 2012

Fragile Things

Más allá de que es el nombre de uno, los libros en sí siempre me parecieron objetos frágiles. Mundos hechos de tinta y papel, pies, alas, ruedas, tierras lejanas, cielos y mares. Ojos, voces, aromas. Escencias. 
Los libros son algo importantísimo en mi vida, no la concibo sin una estantería repleta, sin el olor a libro, sin trasnochar porque estoy enganchada y no puedo parar de leer. 
Por eso hoy quiero hablar de mi autor favorito, Neil Gaiman.
Es extraño cómo, a pesar de serlo, ninguno de sus libros -aún- está en mi "Top 5" (La elegancia del erizo, Memorias de una joven formal, La soledad de los números primos, La flor del norte, El Palacio de la Luna) como dije hace un ratito en tuiter. Pero hay algo en él, en su escritura y en toda su obra, que hace que no tenga dudas sobre mi preferencia.

Sus historias son originales, oscuras, escritas con elegancia y con ese nosequé que tienen sus palabras. Esos temas "muy yo", que amo leer y busco escribir. Lo que más espero encontrar en una historia.  Probablemente si digo que es el autor de los libros en los que se basan las películas de Coraline y Stardust (menos oscuras que otras de sus historias, aún así con esos toques algo burtonianos tan propios de él) sea más reconocible que si digo que yo escuché su nombre por primera vez gracias a la película Mirrormask -absolutamente genial, además de que la dirige Jim Henson, de Laberinto, una de mis películas preferidas desde los tres o cuatro años, y que la protagoniza David Bowie, a quien amo. O sea, serendipias a la máxima potencia-. O tal vez alguno lo saque por el cómic The Sandman, que todavía no pude leer, pero le tengo muchísimas ganas.

Anteayer salvé mi examen de botánica. A la tarde, fui a acompañar a mi padre a que se comprara unos championes para correr. Después de salir de Adidas -no lo encontramos y cuando le preguntamos al de Macri nos señaló para en frente y voilà! ahí estaba- pasamos por Bookshop. Obviamente, me fui directo a donde están los libros en inglés, único motivo por el cuál entro a esa librería, y allí estaban los de Gaiman. Arriba del todo. Como obviamente no llego, vino uno de los vendedores, que maravillosamente también era fan de Neil Gaiman. Ir a una librería y que el vendedor sea fan del autor que vas a buscar, que justamente es tu favorito, es una de las mejores cosas del mundo.
Como sea, estaba entre Anansi Boys -que me había quedado pendiente después de comprar Fragile Things y Smoke and Mirrors- y The Graveyard Book, pero al final me decidí por el primero.

Y es tan maravilloso leer un capítulo, dejarte llevar por las palabras de las primeras páginas y ya sentirte en casa, feliz, y adorar la historia....

Por eso es mi autor favorito. Porque si pudiera incluirlo en mi "Top 5", no habría espacio para otros libros. 



PD: leyendo más, llegué a The Dresden Dolls -la cantante es Amanda Palmer, pareja de Neil Gaiman- y me gustó mucho! El link en el nombre es de una canción -en vivo- que me copó particularmente.